Cuarentena, autoaislamiento, y distanciamiento físico durante la pandemia de COVID-19 (coronavirus)

Has leído sobre la gente que está en cuarentena, que hacen distanciamiento físico, o que se están aislando durante la pandemia del coronavirus 2019 (COVID-19). Quizás estés confundido sobre los varios términos y te preguntes qué debes estar haciendo.

Estos términos describen acercamientos para limitar la trasmisión de la enfermedad durante epidemias y pandemias:

  • Distanciamiento físico. Dejar espacio entre tú y otras personas que no viven en tu casa, para prevenir que se propaguen enfermedades.
  • Cuarentena. Separar a la gente y limitar el movimiento de las personas que tienen o que pueden haber estado expuestos a la enfermedad para ver si se enferman.
  • Aislamiento. Separar a la gente que está enferma de otros para evitar que se propague la enfermedad.

Distanciamiento físico

Probablemente estés practicando distanciamiento físico si hay un contagio persistente en la comunidad de COVID-19 donde vives. Por ejemplo, posiblemente estés manteniendo distanciamiento físico al situarte por lo menos a 6 pies (2 metros) de otros fuera de tu casa, y evitando los grupos grandes. Sigue las pautas específicas para el distanciamiento físico de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (U.S. CDC), la Organización Mundial de la Salud (OMS), y tu departamento de salud local.

Cuarentena

Los médicos o los departamentos de salud locales pueden pedir o exigir que haga cuarentena la gente que ha estado en contacto cercano con alguien que tiene COVID-19, que puede haber estado expuesta a COVID-19, o que recientemente viajó de un lugar con una propagación persistente en la comunidad. La cuarentena puede consistir en quedarse en una sede específica o en quedarse en casa. Las personas que no desarrollan síntomas de COVID-19 después de pasar el período de cuarentena se dan de alta.

Si estás haciendo cuarentena en casa porque quizás te hayas expuesto a COVID-19, los CDC recomiendan que te vigiles de la manera siguiente:

  • Está alerta a los signos y síntomas comunes, como fiebre, tos, o dificultad para respirar.
  • Mantén 6 pies (o 2 metros) de distancia entre tú y los otros.
  • Si presentas síntomas, tómate la temperatura.
  • Aíslate en tu casa si estás enfermo.
  • Llama al médico si tus síntomas empeoran.

Además de estas medidas, si recientemente has tenido contacto cercano con alguien con COVID-19, o viajaste a, o residiste en, un área donde hay una propagación persistente de COVID-19, los CDC dan estas recomendaciones en cuanto a la cuarentena:

  • Tómate la temperatura dos veces al día.
  • Quédate en casa por 14 días.
  • Manténte tan alejado de otras personas como sea posible, especialmente de gente con un riesgo alto de tener una enfermedad grave.

Aislamiento

Los médicos o los departamentos de salud locales pueden tomar precauciones especiales para aislamiento por COVID-19, pidiendo o exigiendo que la gente que tiene o que piensa que pueda tener COVID-19 se aísle. Los hospitales tienen unidades de aislamiento para este propósito, para las personas que están gravemente enfermas. Pero los doctores quizás aconsejen a muchas personas con síntomas leves de COVID-19 que se aíslen en casa.

Durante el aislamiento en casa deberás alejarte de los miembros de tu familia para evitar trasmitirles la infección. Evita compartir platos, vasos, ropa de cama y otros objetos de la casa. Usa un dormitorio y un baño separados, si es posible. Si tus síntomas empeoran, comunícate con tu médico para que te aconseje. Sigue las recomendaciones que te den tu médico y tu departamento de salud local sobre cuándo terminar tu aislamiento. Estas medidas pueden ayudar a limitar la trasmisión de COVID-19.

Last Updated Apr 21, 2020


Content from Mayo Clinic ©1998-2020 Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER). All rights reserved. Terms of Use