El uso del baño durante el trabajo de parto: ¿Qué pasa si tengo ganas de ir?

La mayoría de las mujeres pueden ir al baño durante el trabajo de parto, para orinar y para evacuar los intestinos. Es probable que el proveedor de atención médica te aliente a que lo hagas, porque la vejiga llena podría hacer que el bebé demore en bajar.

Sin embargo, las mujeres que reciben la anestesia epidural a menudo sienten entumecimiento desde el abdomen hacia abajo. Debido al mayor riesgo de caídas, el médico puede recomendar insertar una sonda pequeña (sonda de Foley) en la vejiga para drenar la orina.

De forma ocasional, se expulsa una pequeña cantidad de heces durante el parto cuando una mujer puja. Recuerda que esto es perfectamente normal y que no hay motivo para preocuparse.

Last Updated Jun 13, 2018


Content from Mayo Clinic ©1998-2019 Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER). All rights reserved. Terms of Use