Apnea obstructiva del sueño en los niños

Perspectiva general

La apnea obstructiva del sueño pediátrica es un trastorno del sueño en el que la respiración de tu hijo se bloquea parcial o completamente durante el sueño. La afección es producto de un estrechamiento o una obstrucción de las vías aérea superiores durante el sueño.

Existen diferencias entre la apnea obstructiva del sueño en niños y la apnea del sueño en adultos. Mientras que los adultos generalmente tienen somnolencia durante el día, es más probable que los niños tengan problemas de conducta. La causa subyacente en adultos suele ser la obesidad, mientras que, en los niños, la afección subyacente más común es el agrandamiento de las adenoides y las amígdalas.

El diagnóstico y el tratamiento a tiempo son importantes para poder prevenir las complicaciones que pueden afectar el crecimiento, el desarrollo cognitivo y el comportamiento de los niños.

Síntomas

Durante el sueño, los signos y los síntomas de la apnea del sueño en la edad pediátrica pueden incluir los siguientes:

  • Ronquera
  • Pausas en la respiración
  • Sueño intranquilo
  • Resoplidos, tos o ahogo
  • Respiración por la boca
  • Enuresis nocturna
  • Terrores nocturnos

Los lactantes y los niños pequeños con apnea del sueño obstructiva no siempre roncan. Es posible que solo tengan una alteración del sueño.

Durante el día, los niños con apnea del sueño podrían presentar lo siguiente:

  • Mal desempeño en la escuela
  • Dificultad para prestar atención
  • Problemas para aprender
  • Problemas de comportamiento
  • Poco aumento de peso
  • Hiperactividad

Cuándo debes consultar con un médico

Solicita una consulta con el médico de tu hijo si este se despierta a la mañana siempre cansado y tiene problemas de conducta.

Causas

La obesidad es un factor común de base de la apnea obstructiva del sueño en adultos. Pero en los niños, el trastorno más común que provoca la apnea obstructiva del sueño es el agrandamiento de las amígdalas y las adenoides. Sin embargo, la obesidad también influye en los niños. Otros factores de base pueden ser anomalías craneofaciales y trastornos neuromusculares.

Factores de riesgo

Además de la obesidad, otros factores de riesgo para la apnea pediátrica del sueño incluyen:

  • Síndrome de Down
  • Anomalías en el cráneo o la cara
  • Parálisis cerebral
  • Enfermedad de células falciformes
  • Enfermedad neuromuscular
  • Peso bajo al nacer
  • Antecedentes familiares de apnea obstructiva del sueño

Complicaciones

La apnea obstructiva del sueño pediátrica puede tener complicaciones graves, entre ellas:

  • Retraso en el crecimiento
  • Problemas cardíacos
  • Muerte

Diagnóstico

Para diagnosticar apnea del sueño pediátrica, el médico revisará los síntomas y la historia clínica de tu hijo y le realizará un examen físico. Es posible que solicite varias pruebas para diagnosticar la enfermedad.

Las pruebas podrían incluir las siguientes:

  • Polisomnografía. Los médicos evalúan la enfermedad de tu hijo a través de un estudio del sueño durante la noche. Esta prueba utiliza sensores que se colocan sobre el cuerpo para registrar la actividad de las ondas cerebrales, los patrones de respiración, los ronquidos, los niveles de oxígeno, la frecuencia cardíaca y la actividad muscular mientras tu hijo duerme.
  • Oximetría. Si los médicos tienen la firme sospecha de que tu hijo padece apnea obstructiva del sueño y no es necesario realizar una polisomnografía completa o esta no está disponible, un registro de los niveles de oxígeno durante la noche puede ayudar a determinar el diagnóstico. La oximetría se puede realizar en el hogar. Sin embargo, a veces no logra proporcionar el diagnóstico, en cuyo caso tu hijo tendrá que someterse a una polisomnografía.
  • Electrocardiograma. En un electrocardiograma, los parches sensores con cables (electrodos) conectados miden los impulsos eléctricos que provienen del corazón de tu hijo. Los médicos pueden usar esta prueba para determinar si tu hijo tiene una enfermedad cardíaca no diagnosticada.

Tratamiento

El médico trabajará contigo para encontrar el tratamiento más adecuado para la apnea del sueño de tu hijo. Las opciones de tratamiento podrían incluir las siguientes:

  • Medicamentos. Los esteroides nasales tópicos, como la fluticasona (Dymista, Flonase Allergy Relief, Xhance) y la budesonida (Rhinocort), pueden aliviar los síntomas de la apnea del sueño en algunos niños con síndrome de apnea obstructiva del sueño leve. Para los niños con alergias, el montelukast (Singulair) podría ayudar a aliviar los síntomas cuando se administra solo o con esteroides nasales.
  • Remoción de las amígdalas y las adenoides. El médico podría derivar a tu hijo a un especialista en otorrinolaringología pediátrica para que analice la remoción de las amígdalas y las adenoides. Una adenoidectomía con amigdalectomía podría mejorar la apnea obstructiva del sueño de tu hijo, ya que abre las vías aéreas. También pueden recomendarse otras formas de cirugía de las vías aéreas superiores, según el trastorno del niño.
  • Tratamiento de presión positiva en las vías aéreas. En la presión positiva continua en las vías aéreas (CPAP) y en la presión positiva de dos niveles en las vías aéreas (BiPAP), se utilizan pequeñas máquinas que soplan aire suavemente a través de un tubo y de una máscara que se coloca sobre la nariz, o sobre la nariz y la boca de tu hijo. La máquina envía presión de aire hacia la parte posterior de la garganta de tu hijo a fin de mantener abiertas sus vías aéreas. Los médicos suelen tratar la apnea obstructiva del sueño en los niños con el tratamiento de presión positiva en las vías aéreas.

    La adaptación correcta de la máscara y la readaptación a medida que el niño crece pueden ayudarlo a tolerar la máscara sobre el rostro.

  • Aparatos bucales. Los dispositivos bucales, como los dispositivos dentales o las piezas bucales, mueven la mandíbula inferior y la lengua de tu hijo hacia adelante para mantener abiertas sus vías aéreas. Los odontólogos de Mayo Clinic tienen experiencia en el desarrollo de dispositivos bucales para tratar la apnea del sueño. Solo algunos niños se benefician con esos dispositivos.

Estilo de vida y remedios caseros

  • Evitar los agentes irritantes de las vías respiratorias y los alérgenos. Todos los niños, pero especialmente los que tienen apnea obstructiva del sueño pediátrica, deben evitar el humo del tabaco u otros alérgenos o contaminantes de interiores, ya que pueden causar irritación en las vías respiratorias y congestión.
  • Bajar de peso. Los médicos pueden recomendar que tu hijo baje de peso si es obeso. El médico puede proporcionarles a ti y a tu hijo información sobre alimentación y nutrición, o derivar a tu hijo a otros especialistas con conocimientos especializados en el tratamiento de la obesidad.

Preparación antes de la cita

Es probable que comiences por consultar con el profesional de atención primaria de tu hijo. O bien, es posible que te deriven de inmediato a un especialista en otorrinolaringología o un especialistas en medicina del sueño.

A continuación, se presenta información que te ayudará a prepararte para tu consulta.

Lo que puedes hacer

Haz una lista de lo siguiente:

  • Los síntomas de tu hijo, incluidos aquellos que quizás no parezcan relacionados con el motivo de la consulta
  • Todos los medicamentos, vitaminas u otros suplementos que toma tu hijo, incluidas las dosis
  • Las preguntas para hacerle al médico

Estas son algunas preguntas básicas que puedes hacerle al médico para los casos de apnea obstructiva del sueño en niños:

  • ¿Qué pruebas se necesitan?
  • ¿Esta enfermedad probablemente sea temporal o crónica?
  • ¿Cuál es el mejor plan de acción?
  • ¿Cuáles son las alternativas al enfoque primario que me indica?
  • ¿Debería llevar a mi hijo o hija a un especialista?
  • ¿Tiene folletos u otro material impreso que me pueda llevar? ¿Qué sitios web me recomienda?

No dudes en hacer otras preguntas.

Qué esperar de tu médico

Es probable que el médico te haga preguntas como las siguientes:

  • ¿Tu hijo ronca?
  • ¿Qué más has observado respecto del sueño de tu hijo?
  • ¿Tu hijo tiene problemas para prestar atención?
  • ¿Tu hijo tiene dificultades de aprendizaje?
  • ¿Tienes antecedentes familiares de apnea del sueño obstructiva?

Last Updated Jan 15, 2019


Content from Mayo Clinic ©1998-2019 Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER). All rights reserved. Terms of Use