Eyaculación precoz

Perspectiva general

La eyaculación precoz ocurre cuando un hombre eyacula antes de lo deseado, ya sea por él o por su pareja, al tener relaciones sexuales. La eyaculación precoz es un problema sexual frecuente. Los cálculos varían, pero 1 de cada 3 hombres dice experimentar este problema en alguna ocasión.

Siempre que suceda con poca frecuencia, no es motivo de preocupación. Sin embargo, se te podría diagnosticar eyaculación precoz si tú:

  • Siempre, o casi siempre, eyaculas en menos de un minuto después de la penetración
  • Nunca, o casi nunca, eres capaz de retardar la eyaculación cuando tienes relaciones sexuales
  • Te sientes angustiado y frustrado, y tiendes a evitar la intimidad sexual en consecuencia

Factores tanto psicológicos como biológicos pueden tener un rol en la eyaculación precoz. Aunque a muchos hombres les da vergüenza hablar al respecto, la eyaculación precoz es una afección frecuente que puede tratarse. Los medicamentos, el asesoramiento psicológico y las técnicas sexuales que retardan la eyaculación, o una combinación de estos elementos, pueden ayudar a mejorar la vida sexual para ti y para tu pareja.

Síntomas

El síntoma principal de la eyaculación precoz es la incapacidad de retardar la eyaculación durante más de un minuto después de la penetración. Sin embargo, el problema podría presentarse en toda clase de situaciones sexuales, incluso durante la masturbación.

La eyaculación precoz puede clasificarse de la siguiente manera:

  • De por vida (primaria). La eyaculación precoz de por vida se produce todas o casi todas las veces desde que tienes relaciones sexuales.
  • Adquirida (secundaria). La eyaculación precoz adquirida se manifiesta después de haber tenido experiencias sexuales sin problemas eyaculatorios.

Muchos hombres creen que tienen síntomas de eyaculación precoz, pero los síntomas no cumplen con los criterios de diagnóstico de la eyaculación precoz. En cambio, estos hombres podrían tener eyaculación precoz variable natural, que comprende períodos de eyaculación rápida y períodos de eyaculación normal.

Cuándo consultar al médico

Habla con tu médico si eyaculas antes de lo deseado en la mayoría de las relaciones sexuales. Es frecuente que los hombres sientan vergüenza al hablar sobre sus inquietudes de salud sexual, pero no dejes que eso te impida hablar con tu médico. La eyaculación precoz es un problema frecuente y puede tratarse.

En el caso de algunos hombres, una conversación con un médico podría aliviar las preocupaciones sobre la eyaculación precoz. Por ejemplo, podría resultar tranquilizador saber que es normal tener eyaculación precoz de manera ocasional, y que el tiempo promedio entre el inicio del acto sexual y la eyaculación es de aproximadamente cinco minutos.

Causas

No se conoce la causa exacta de la eyaculación precoz. Si bien alguna vez se pensó que solamente era psicológica, los médicos ahora saben que la eyaculación precoz implica una interacción compleja de factores psicológicos y biológicos.

Causas psicológicas

Los factores psicológicos que podrían tener un rol incluyen:

  • Experiencias sexuales tempranas
  • Abuso sexual
  • Problemas de imagen corporal
  • Depresión
  • Preocupación por la eyaculación precoz
  • Sentimientos de culpa que aumentan tu tendencia a apresurarte durante los encuentros sexuales

Otros factores que pueden intervenir incluyen:

  • Disfunción eréctil. Los hombres que sienten ansiedad por lograr o mantener una erección cuando tienen relaciones sexuales podrían formar un patrón de conducta por el cual se apresuran a eyacular, lo que puede ser difícil de cambiar.
  • Ansiedad. Muchos hombres con eyaculación precoz también tienen problemas de ansiedad, ya sean relacionados específicamente con su desempeño sexual o con otros asuntos.
  • Problemas de pareja. Si has tenido relaciones sexuales satisfactorias con otras parejas en las que no experimentaste eyaculación precoz, o sucedió pocas veces, es posible que los asuntos interpersonales entre tú y tu pareja actual contribuyan a que se presente el problema.

Causas biológicas

Varios factores biológicos podrían causar eyaculación precoz, por ejemplo:

  • Niveles hormonales anormales
  • Niveles anormales de sustancias químicas en el cerebro llamadas «neurotransmisores»
  • Inflamación e infección de la próstata o de la uretra
  • Rasgos hereditarios

Factores de riesgo

Diversos factores pueden aumentar el riesgo de experimentar eyaculación precoz, por ejemplo:

  • Disfunción eréctil. Podrías tener un mayor riesgo de experimentar eyaculación precoz si de vez en cuando, o regularmente, tienes problemas para lograr o mantener una erección. El temor a perder la erección podría hacer que te apresures, ya sea de manera consciente o inconsciente, durante los encuentros sexuales.
  • Estrés. La tensión emocional o mental en relación con cualquier aspecto de la vida puede tener un rol en la eyaculación precoz, ya que limita tu capacidad para relajarte y concentrarte durante los encuentros sexuales.

Complicaciones

La eyaculación precoz puede causar problemas en tu vida personal, por ejemplo:

  • Estrés y problemas de relaciones. Una complicación frecuente de la eyaculación precoz es el estrés en las relaciones.
  • Problemas de fecundidad. En ocasiones, la eyaculación precoz puede dificultar la fecundación en parejas que intentan tener un bebé si la eyaculación no se produce dentro de la vagina.

Diagnóstico

Además de preguntarte sobre tu vida sexual, el médico te preguntará acerca de tus antecedentes de salud y podría hacerte una exploración física. Si experimentas eyaculación precoz y además tienes dificultades para lograr o mantener una erección, el médico podría pedir análisis de sangre para verificar tus niveles de hormona masculina (testosterona) y otras pruebas.

En algunos casos, el médico podría sugerir que consultes con un urólogo o con un profesional de salud mental que se especialice en disfunción sexual.

Tratamiento

Las opciones de tratamiento frecuentes para la eyaculación precoz incluyen técnicas relacionadas con la conducta, anestésicos tópicos, medicamentos y asesoramiento psicológico. Ten en cuenta que podría llevar tiempo encontrar el tratamiento o la combinación de tratamientos que funcione para ti. El tratamiento conductual junto con la terapia con medicamentos podría ser la opción más eficaz.

Técnicas relacionadas con la conducta

En algunos casos, el tratamiento de la eyaculación precoz tal vez requiera medidas simples, como masturbarse una o dos horas antes de la relación sexual para poder demorar la eyaculación durante el acto sexual. El médico también podría recomendarte que evites mantener relaciones sexuales durante un tiempo y te enfoques en otros tipos de juegos sexuales, para quitar la presión de los encuentros sexuales.

Ejercicios de suelo pélvico

La debilidad de los músculos del suelo pélvico podría afectar tu capacidad para retardar la eyaculación. Los ejercicios de suelo pélvico (ejercicios de Kegel) pueden ayudar a fortalecer estos músculos.

Para realizar estos ejercicios:

  • Encuentra los músculos correctos. Para identificar los músculos del suelo pélvico, interrumpe la micción, es decir, empieza a orinar y para, o tensa los músculos que evitan que expulses gases. Estas maniobras emplean los músculos del suelo pélvico. Una vez que hayas identificado los músculos del suelo pélvico, puedes hacer los ejercicios en cualquier posición, aunque es posible que te resulte más fácil hacerlos acostado al principio.
  • Perfecciona tu técnica. Tensa los músculos del suelo pélvico, mantén la contracción durante tres segundos y luego relájate durante tres segundos. Prueba hacer esto varias veces seguidas. Cuando sientas que los músculos se fortalecen, prueba hacer los ejercicios de Kegel sentado, de pie o caminando.
  • Mantén la concentración. Para obtener los mejores resultados, concéntrate en apretar o contraer solo los músculos del suelo pélvico. Ten cuidado de no contraer los músculos del abdomen, de los muslos y de los glúteos. No contengas la respiración. En lugar de eso, respira normalmente durante los ejercicios.
  • Repite los ejercicios 3 veces por día. Proponte como objetivo hacer por lo menos tres series de 10 repeticiones por día.

La técnica de parar y apretar

El médico podría enseñarles a ti y a tu pareja a utilizar un método llamado la «técnica de parar y apretar». Este método funciona de la siguiente manera:

  1. Comienza la actividad sexual como de costumbre, incluida la estimulación del pene, hasta que sientas que estás casi listo para eyacular.
  2. Pídele a tu pareja que te apriete el extremo del pene, en el punto en que la cabeza (glande) se une al tronco, y que mantenga apretado ese punto por varios segundos, hasta que se te pasen las ganas de eyacular.
  3. Pídele a tu pareja que repita el proceso de apretar según sea necesario.

Al repetir este proceso cuantas veces sea necesario, puedes alcanzar un punto en el que penetras a tu pareja sin eyacular. Después de algunas sesiones de práctica, la sensación de saber cómo retardar la eyaculación podría volverse un hábito que ya no requiera la técnica de parar y apretar.

Si la técnica de parar y apretar causa dolor o molestia, otro método consiste en detener la estimulación sexual justo antes de la eyaculación, esperar a que el nivel excitación haya disminuido y volver a empezar. Este enfoque se conoce como la «técnica de empezar y parar».

Preservativos

Los preservativos podrían disminuir la sensibilidad del pene, lo que puede ayudar a retardar la eyaculación. Existen preservativos de venta libre que ofrecen «control de clímax» o «función retardante». Estos preservativos contienen agentes adormecedores o anestésicos, como la benzocaína o la lidocaína, o están hechos de látex de mayor espesor para retardar la eyaculación. Algunos ejemplos incluyen Trojan Extended, Durex Performax Intense y Lifestyles Everlast Intense.

Medicamentos

Anestesia tópica

En ocasiones se usan las cremas y los aerosoles anestésicos que contienen agentes adormecedores (como la benzocaína, la lidocaína o la prilocaína) para tratar la eyaculación precoz. Estos productos se aplican en el pene de 10 a 15 minutos antes de tener relaciones sexuales para reducir la sensación y ayudar a retrasar la eyaculación.

Se encuentra disponible una crema de lidocaína-prilocaína para tratar la eyaculación precoz (EMLA) con prescripción médica. Los aerosoles de lidocaína para tratar la eyaculación precoz son de venta libre.

Aunque los agentes anestésicos tópicos son efectivos y bien tolerados, pueden tener efectos secundarios. Por ejemplo, algunos hombres presentan una pérdida temporal de la sensibilidad y su placer sexual se reduce. En algunas ocasiones, las parejas femeninas también informaron estos efectos.

Medicamentos orales

Existes muchos medicamentos que pueden retrasar el orgasmo. Aunque ninguno de estos medicamentos cuenta con la aprobación de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) para tratar la eyaculación precoz, algunos se usan con este propósito, como los antidepresivos, analgésicos e inhibidores de la fosfodiesterasa-5. Estos medicamentos se pueden indicar para el consumo ocasional o diario, solos o en combinación con otros tratamientos.

  • Antidepresivos. Un efecto secundario de algunos antidepresivos es el retraso del orgasmo. Por este motivo, se emplean inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS) como el escitalopram (Lexapro), la sertralina (Zoloft), la paroxetina (Paxil) o la fluoxetina (Prozac, Sarafem) para ayudar a retrasar la eyaculación.

    De aquellos aprobados para el consumo en los Estados Unidos, la paroxetina parece ser la más efectiva. Estos medicamentos suelen tardar de cinco a 10 días en hacer efecto. Sin embargo, quizás sean necesarias dos o tres semanas de tratamiento antes de que se observen los efectos completos.

    Si un inhibidor selectivo de la recaptación de serotonina no mejora el problema de eyaculación, quizás el médico prescriba el antidepresivo tricíclico clomipramina (Anafranil). Los efectos secundarios no deseados de los antidepresivos pueden incluir náuseas, transpiración, somnolencia y reducción de la libido.

  • Analgésicos. El tramadol (Ultram) es un medicamento usado con frecuencia para tratar el dolor. Sus efectos secundarios incluyen el retraso en la eyaculación. Los efectos secundarios no deseados incluyen náuseas, dolor de cabeza, adormecimiento y mareos.

    Suele indicarse cuando los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina no han resultado efectivos. El tramadol no se puede consumir en combinación con un inhibidor selectivo de la recaptación de serotonina.

  • Inhibidores de la fosfodiesterasa-5. Algunos medicamentos usados para tratar la disfunción eréctil, como el sildenafil (Viagra, Revatio), el tadalafil (Cialis, Adcirca) o el vardenafil (Levitra, Staxyn) también pueden ayudar con la eyaculación precoz. Los efectos secundarios no deseados pueden incluir dolor de cabeza, enrojecimiento facial e indigestión. Estos medicamentos pueden ser más efectivos si se combinan con un inhibidor selectivo de la recaptación de serotonina.

Posibles tratamientos a futuro

La investigación indica que varios medicamentos pueden ser útiles para el tratamiento de la eyaculación precoz pero se deben seguir haciendo estudios. Estos medicamentos incluyen los siguientes:

  • Dapoxetina. Este es un inhibidor selectivo de la recaptación de serotonina usado con frecuencia como primer tratamiento para la eyaculación precoz en otros países. En la actualidad, se encuentra en fase de ensayo clínico en los Estados Unidos.
  • Modafinil (Provigil). Este es un tratamiento para la narcolepsia, un trastorno del sueño.
  • Silodosin (Rapaflo). Este medicamento es, por lo general, un tratamiento para el agrandamiento de la próstata (hiperplasia prostática benigna).

Asesoramiento psicológico

Este enfoque implica hablar con un profesional de salud mental acerca de tus relaciones y experiencias. Las sesiones pueden ayudarte a reducir la ansiedad por el desempeño y a sobrellevar el estrés. El asesoramiento psicológico presenta mayores probabilidades de ayudar cuando se utiliza con medicamentos.

En el caso de la eyaculación precoz, es posible que sientas que pierdes algo de intimidad con tu pareja sexual. Tal vez te sientas enojado, avergonzado y angustiado, y puede que te distancies de tu pareja.

Tu pareja también podría sentir angustia debido al cambio en la intimidad sexual. La eyaculación precoz puede provocar sufrimiento o falta de conexión en la pareja. Hablar del problema es un paso importante, y el asesoramiento psicológico para parejas y la terapia sexual podrían resultar de utilidad.

Ubicación de los músculos del suelo pélvico en un hombre

Los músculos del suelo pélvico masculino soportan la vejiga y el intestino, y afectan a la función sexual. Los ejercicios de Kegel pueden ayudar a fortalecer estos músculos.

Medicina alternativa

Se han estudiado varios tratamientos de medicina alternativa, incluido el yoga, la meditación y la acupuntura. Sin embargo, es necesario realizar más investigaciones para evaluar la eficacia de estas terapias.

Preparación antes de la cita

Es normal sentir vergüenza cuando se habla acerca de los problemas sexuales, pero puedes estar seguro de que tu médico ha tenido conversaciones similares con muchos otros hombres. La eyaculación precoz es una afección muy frecuente y puede tratarse.

Estar preparado para hablar sobre la eyaculación precoz te ayudará a obtener el tratamiento que necesitas para normalizar tu vida sexual. La información a continuación te ayudará a prepararte para aprovechar al máximo tu consulta.

Información para anotar con anticipación

  • Restricciones antes de la consulta. Cuando programes tu consulta, pregunta si debes respetar alguna restricción antes de la visita.
  • Síntomas. ¿Con qué frecuencia eyaculas antes de lo que tú o tu pareja desearían? ¿Cuánto tiempo sueles tardar en eyacular una vez que empiezas a tener relaciones sexuales?
  • Antecedentes sexuales. Haz memoria y piensa en tus relaciones y encuentros sexuales desde que eres sexualmente activo. ¿Tuviste problemas de eyaculación precoz antes? ¿Con quién, y en qué circunstancias?
  • Historia clínica. Anota cualquier otra afección que te hayan diagnosticado, incluidos los problemas de salud mental. También anota los nombres y las dosis de los medicamentos que tomas actualmente, incluidos los productos recetados y los de venta libre.
  • Preguntas para hacerle a tu médico. Anota las preguntas con anticipación para aprovechar al máximo el tiempo con el médico.

Preguntas básicas para hacerle a tu médico

La lista a continuación sugiere preguntas para hacerle a tu médico acerca de la eyaculación precoz. No dudes en hacer más preguntas durante la consulta.

  • ¿Cuál puede ser la causa de la eyaculación precoz?
  • ¿Qué exámenes me recomienda?
  • ¿Qué enfoque de tratamiento me recomienda?
  • ¿Qué tan pronto después de empezar el tratamiento puedo esperar una mejoría?
  • ¿Qué grado de mejoría razonable puedo esperar?
  • ¿Estoy en riesgo de que el problema vuelva a aparecer?
  • ¿Existe alguna alternativa genérica al medicamento que me recetó?
  • ¿Hay algún folleto u otro material impreso que pueda llevarme? ¿Qué sitios web me recomienda?

Qué esperar del médico

El médico podría hacerte preguntas muy personales y también es posible que quiera hablar con tu pareja. Para ayudar al médico a determinar la causa de tu problema y la mejor opción de tratamiento, te recomendamos que estés preparado para responder preguntas como las siguientes:

  • ¿Con qué frecuencia tienes eyaculación precoz?
  • ¿Cuándo fue la primera vez que experimentaste eyaculación precoz?
  • ¿Tienes eyaculación precoz solo con una pareja específica o con más parejas?
  • ¿Experimentas eyaculación precoz cuando te masturbas?
  • ¿Experimentas eyaculación precoz cada vez que tienes relaciones sexuales?
  • ¿Con qué frecuencia tienes relaciones sexuales?
  • ¿Cuánto te molesta o te preocupa la eyaculación precoz?
  • ¿Cuánto le molesta o le preocupa a tu pareja la eyaculación precoz?
  • ¿Qué tan satisfecho estás con tu relación actual?
  • ¿También tienes dificultades para lograr y mantener una erección (disfunción eréctil)?
  • ¿Tomas medicamentos recetados? Si la respuesta es sí, ¿qué medicamentos empezaste a tomar o dejaste de tomar recientemente?
  • ¿Consumes drogas de uso recreativo?

Qué puedes hacer mientras tanto

Tomar la decisión de hablar con el médico es un paso importante. Mientras tanto, piensa en explorar otras maneras de conectarte con tu pareja. Aunque la eyaculación precoz puede provocar tensión y ansiedad en una relación, es una afección que puede tratarse.

Last Updated May 16, 2018


Content from Mayo Clinic ©1998-2020 Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER). All rights reserved. Terms of Use