Foliculitis

Perspectiva general

La foliculitis es una afección común de la piel que ocurre cuando los folículos pilosos se inflaman. Por lo general, la causa es una infección por bacterias. Al principio, puede verse como pequeñas espinillas alrededor de los pequeños orificios donde crece el cabello (folículos pilosos).

La afección puede causar picazón, irritación y vergüenza. La infección puede propagarse y convertirse en llagas con costras.

Es probable que la foliculitis leve desaparezca en pocos días con cuidados personales básicos y sin dejar cicatrices. Las infecciones más graves o recurrentes podrían necesitar tratamiento con medicamentos de venta con receta médica. Si no se tratan, las infecciones graves pueden causar caída del pelo permanente y cicatrices.

Ciertos tipos de foliculitis se conocen como "sarpullido de jacuzzi" y "comezón del barbero".

Síntomas

Los signos y síntomas de la foliculitis incluyen los siguientes:

  • Grupos de pequeños bultos o granos alrededor de los folículos pilosos.
  • Ampollas llenas de pus que se rompen y forman costras.
  • Picazón y ardor en la piel.
  • Piel sensible y adolorida.
  • Bulto inflamado.

Cuándo consultar al médico

Programa una cita con el proveedor de atención médica si la afección es generalizada o si los síntomas no desaparecen después de una semana o dos de cuidado personal. Es posible que necesites un antibiótico o un medicamento antimicótico con receta médica para ayudar a controlar esta afección.

Busca atención médica de inmediato si tienes signos de una infección que se difunde. Estos incluyen un aumento repentino del enrojecimiento o dolor, fiebre, escalofríos y una sensación de malestar general.

Tipos de foliculitis

Los dos tipos principales de foliculitis son el superficial y el profundo. El tipo superficial afecta parte del folículo y el tipo profundo afecta todo el folículo y suele ser más grave.

Entre los tipos de foliculitis, se incluyen los siguientes (los más comunes se enumeran primero):

  • Foliculitis bacteriana. Este tipo común consiste en un sarpullido de bultos llenos de pus que causan picazón. Se produce cuando los folículos pilosos se infectan con bacterias, por lo general, las del género Staphylococcus aureus (estafilococo). Los estafilococos viven en la piel todo el tiempo. Pueden causar problemas cuando ingresan en el cuerpo a través de un corte o de otra herida.
  • Sarpullido de jacuzzi (foliculitis por pseudomonas). Este tipo consiste en un sarpullido de bultos redondos que causan picazón, que puede aparecer de 1 a 2 días después de la exposición a la bacteria que lo provoca. La foliculitis de jacuzzi es causada por bacterias pseudomonas, que pueden encontrarse en jacuzzis, toboganes acuáticos y piscinas climatizadas en los que los niveles de cloro y pH no son correctos.
  • Bultos por rasurarse (pseudofoliculitis de la barba). Este sarpullido puede parecerse a la foliculitis, pero se debe a vellos encarnados y no a folículos infectados. Afecta principalmente a las personas con pelo rizado que se rasuran a ras y se nota más en el rostro y el cuello. En el caso de las personas que se depilan con cera la zona del bikini, pueden aparecer bultos en la zona de la ingle.
  • Foliculitis por Pityrosporum. Este tipo consiste en un sarpullido de bultos llenos de pus que causan picazón, con mayor frecuencia en la espalda y el pecho. Se debe a una infección por candidiasis.
  • Foliculitis gramnegativa. Este tipo provoca la aparición de bultos llenos de pus alrededor de la nariz y la boca. A veces, aparece en personas que reciben tratamiento con antibióticos para el acné a largo plazo.
  • Foliculitis eosinofílica. Este tipo provoca picazón intensa y la formación de manchas recurrentes de bultos y granos cerca de los folículos pilosos del rostro y la parte superior del cuerpo. Afecta principalmente a las personas con VIHoSIDA. No se conoce por completo la causa de esta afección.
  • Forúnculos (diviesos) y carbuncos. Se producen cuando los folículos pilosos se infectan profundamente con bacterias de tipo estafilocócico. Un forúnculo tiende a aparecer de repente como un bulto inflamado doloroso. Un carbunco es un grupo de forúnculos.
  • Sicosis de la barba. Este tipo afecta a las personas que se rasuran.
Pústulas de una foliculitis

La foliculitis superficial puede presentarse como una protuberancia llena de pus.

Foliculitis de la tina

La foliculitis de la tina causa protuberancias circulares que pican y que se pueden desarrollar en pequeñas ampollas llenas de pus. Es probable que la erupción sea peor en las áreas donde tu traje de baño retenga agua en contacto con la piel.

Seudofoliculitis de la barba

Los vellos encarnados afectan a personas con barbas rizadas. Esta afección también se denomina seudofoliculitis de la barba. Se produce cuando los vellos rasurados se curvan y crecen balo la piel, lo que provoca una inflamación.

Imagen de un forúnculo

Un forúnculo es un grupo de protuberancias dolorosas llenas de pus que forman una zona conectada de infección debajo de la piel.

Causas

La foliculitis suele producirse cuando los folículos pilosos se infectan con una bacteria, en especial, la Staphylococcus aureus (estafilococos). También puede ser a causa de virus, hongos, parásitos, medicamentos o lesiones físicas. A veces se desconoce la causa.

Foliculitis

Cuando se dañan los folículos capilares, es posible que los invadan los virus, las bacterias y los hongos. Esto puede derivar en la aparición de foliculitis. La foliculitis superficial afecta la parte superior del folículo capilar y la piel alrededor del folículo. La foliculitis profunda afecta la mayor parte del folículo o, incluso, todo el folículo.

Factores de riesgo

Cualquier persona puede padecer foliculitis. Ciertos factores aumentan el riesgo de desarrollar esta afección, como por ejemplo:

  • El uso frecuente de ropa que atrapa el calor y el sudor, como los guantes de goma o las botas altas
  • Los baños de inmersión en bañeras de hidromasaje, jacuzzis o piscinas públicas que no tengan buen mantenimiento
  • Daños en los folículos pilosos por afeitarse, depilarse con cera, usar ropa ajustada o usar peinados con tracción, pelucas y aceites
  • Uso de algunos medicamentos, como cremas con corticoide, prednisona, terapia con antibióticos a largo plazo para el acné y ciertos medicamentos de quimioterapia
  • Dermatitis o sudoración excesiva (hiperhidrosis)
  • Diabetes, VIH o SIDA, u otra afección que disminuya la resistencia a infecciones

Complicaciones

Entre las posibles complicaciones de la foliculitis, se incluyen las siguientes:

  • Reaparición o propagación de la infección
  • Cicatrices permanentes
  • Manchas en la piel que son más oscuras (hiperpigmentación) o más claras (hipopigmentación) que antes de que se produjera la afección, usualmente temporales
  • Destrucción de los folículos pilosos y caída permanente del pelo

Prevención

Para intentar prevenir la foliculitis, puedes seguir estos consejos:

  • Lava la piel regularmente. Usa un paño y una toalla limpios cada vez que te laves y no compartas las toallas ni los paños.
  • Lava la ropa con regularidad. Usa agua caliente y jabonosa para lavar toallas, paños, y uniformes u otro tipo de ropa que esté engrasada.
  • Evita la fricción o la presión sobre la piel. Protégete la piel que es propensa a la foliculitis de la fricción que causan las mochilas, los cascos y la ropa ajustada.
  • Seca los guantes de goma después de cada uso. Si usas guantes de goma con regularidad, después de cada uso, dalos vuelta, lávalos con jabón, enjuágalos y sécalos bien.
  • Evita rasurarte si es posible. Para las personas con foliculitis facial, dejarse crecer la barba puede ser una buena opción si no necesitan tener el rostro bien rasurado.
  • Rasúrate con cuidado. Si te rasuras, adopta estos hábitos para ayudar a controlar los síntomas:
    • Rasúrate con menos frecuencia
    • Lávate la piel con agua tibia y un jabón facial suave (Cetaphil, CeraVe, otros) antes de rasurarte
    • Usa un paño o una almohadilla limpiadora con movimientos circulares suaves para levantar los vellos encarnados antes de rasurarte
    • Aplica una cantidad generosa de loción para rasurar antes de rasurarte
    • Rasúrate en la dirección del crecimiento del vello
    • Evita rasurarte al ras; para ello, usa una rasuradora eléctrica o una cuchilla protegida y no estires la piel
    • Usa una cuchilla limpia y afilada, y enjuágala con agua tibia después de cada pasada
    • Evita rasurarte la misma zona más de dos veces
    • Aplica una loción humectante después de rasurarte
    • Evita compartir afeitadoras, toallas y paños
  • Prueba con productos para eliminar el vello (productos depilatorios) u otros métodos de depilación. Sin embargo, estos también pueden irritar la piel.
  • Trata las afecciones relacionadas. Si sabes que hay otra afección diferente a la foliculitis que desencadena los síntomas, trátala. Por ejemplo, la sudoración excesiva (hiperhidrosis) puede causar foliculitis. Para tratar de prevenirla, puedes cambiarte la ropa sudada, bañarte a diario y usar antitranspirante.
  • Usa solo jacuzzis calientes y piscinas climatizadas limpias. Los Centros para el Control de las Enfermedades también sugieren quitarse el traje de baño y ducharse con jabón después de salir del agua. Luego, también lava el traje de baño. Si tienes un jacuzzi de agua caliente o una piscina climatizada, límpialas con regularidad y agrégales cloro como se recomienda.
  • Habla con el proveedor de atención médica. Si la foliculitis regresa con frecuencia, es posible que el proveedor de atención médica te sugiera controlar el crecimiento bacteriano en la nariz. Podrías necesitar usar un ungüento antibacteriano recetado durante cinco días. Además, es posible que necesites usar un jabón corporal con clorhexidina (Hibiclens, Hibistat, otros).

Diagnóstico

Es probable que el proveedor de atención médica sepa si tienes foliculitis al examinarte la piel y preguntarte acerca de tus antecedentes médicos.

Si los tratamientos tempranos no eliminan la infección, el proveedor de atención médica puede hacer algunas pruebas, incluidas las siguientes:

  • Raspado de la piel para determinar la presencia de levaduras bajo el microscopio.
  • Obtención de una muestra para su cultivo con el fin de determinar la causa de la infección.
  • En raras ocasiones, una biopsia de piel para descartar otras afecciones.

Tratamiento

Los tratamientos para la foliculitis dependen del tipo y de la gravedad de la afección, de las medidas de cuidado personal que ya probaste y de tus preferencias para el tratamiento.

Si has probado productos de venta libre durante varias semanas y no te han ayudado, consulta con tu proveedor de atención médica acerca de los medicamentos de venta con receta médica. El dermatólogo te puede ayudar con lo siguiente:

  • Controlar la foliculitis
  • Determinar qué medicamento de los que tomas podría causarte los síntomas y si puedes dejar de tomarlo
  • Evitar las cicatrices u otros daños en la piel
  • Hacer que las cicatrices no sean tan visibles

Incluso si el tratamiento funciona, la infección puede reaparecer. Habla con el proveedor de atención médica sobre los riesgos de los tratamientos que estás considerando.

Medicamentos

  • Lociones, geles o pastillas para controlar la infección bacteriana. En el caso de una infección leve causada por bacterias, el proveedor de atención médica puede recetarte una loción o gel con antibiótico. Las pastillas para combatir infecciones (antibióticos orales) no se utilizan de forma rutinaria para tratar la foliculitis, pero es posible que sean necesarias en caso de infección grave o repetida.
  • Cremas, champús o pastillas para combatir las infecciones por hongos. Los antimicóticos se usan para tratar las infecciones causadas por levaduras, y no por bacterias. Los antibióticos no son útiles para el tratamiento de ese tipo de foliculitis.
  • Cremas o pastillas para aliviar la inflamación. Si tienes foliculitis eosinofílica leve, el proveedor de atención médica puede recomendarte que pruebes una crema con esteroides para aliviar la picazón. Si tienes VIH/SIDA, es posible que veas una mejoría en los síntomas de la foliculitis eosinofílica después de la terapia antirretroviral.

Otras intervenciones

  • Cirugía menor. Si tienes un forúnculo o un carbunco grande, el proveedor de atención médica puede realizar un corte pequeño para extraer el pus. Esto puede aliviar el dolor, acelerar la recuperación y reducir el riesgo de formación de cicatrices. Después, tu proveedor de atención médica podría cubrir la zona con una gasa estéril para absorber el pus que pueda supurar.
  • Depilación láser. Tu proveedor de atención médica podría proponerte la depilación láser como remedio para la pseudofoliculitis de la barba, especialmente si otros tratamientos no han mejorado los síntomas. Este tratamiento suele requerir muchas visitas al consultorio del proveedor de atención médica.

    Habla con tu proveedor de atención médica sobre los posibles efectos secundarios del tratamiento con láser, entre los que se encuentra la formación de cicatrices y de zonas más claras (hipopigmentación) o más oscuras (hiperpigmentación) en la piel.

Estilo de vida y remedios caseros

Los casos leves de foliculitis bacteriana suelen mejorar con cuidados en casa. Los siguientes consejos de cuidado personal pueden ayudar a aliviar las molestias, acelerar la recuperación y prevenir la propagación de una infección:

  • Aplica un paño húmedo y tibio. Haz esto varias veces al día para aliviar las molestias y ayudar a drenar la zona si es necesario. Humedece el paño con una solución de vinagre hecha con 1 cucharada (17 gramos) de vinagre blanco en 1 pinta (473 mililitros) de agua.
  • Aplica un antibiótico de venta libre. Prueba uno de los varios geles, jabones y lociones que combaten infecciones y que se encuentran disponibles en las tiendas sin receta médica.
  • Aplica una loción o crema calmante. Trata de aliviar la picazón en la piel con una loción calmante o una crema con hidrocortisona que sea de similar concentración a un medicamento equivalente de venta sin receta.
  • Limpia la piel afectada. Lava suavemente la piel infectada, al menos, dos veces por día con un jabón o limpiador antibacteriano, como uno que contenga peróxido de benzoílo. Usa un paño y una toalla limpios cada vez que te laves y no compartas las toallas ni los paños. Usa agua caliente y jabonosa para lavar estos elementos.
  • Protege la piel. Si te rasuras, deja de hacerlo si puedes. Por lo general, la comezón del barbero desaparece unas semanas después de que dejas de rasurarte.

Preparación antes de la cita

En primer lugar, puedes consultar a tu proveedor principal de atención médica. Pueden remitirte a un médico que se especializa en el diagnóstico y el tratamiento de las afecciones de la piel (dermatólogo).

A continuación, encontrarás información que te ayudará a prepararte para la cita médica.

Qué puedes hacer

  • Haz una lista con tu información médica clave, incluso otras afecciones que tengas y los medicamentos, vitaminas y suplementos que tomes.
  • Anota tu información personal esencial, lo que incluye episodios de estrés importantes o cambios recientes en tu vida.
  • Prepara una lista de preguntas. Preparar una lista puede ayudarte a aprovechar al máximo el tiempo con el proveedor de atención médica.

A continuación, encontrarás algunas preguntas básicas para hacerle al proveedor de atención médica sobre la foliculitis. Si se te ocurre alguna otra pregunta durante la visita, no dudes en hacerla.

  • ¿Cuál es la causa más probable de los síntomas?
  • ¿Cuáles son otras causas posibles de los síntomas?
  • ¿Necesito hacerme alguna prueba?
  • ¿Cuál es el mejor tratamiento para mi afección?
  • Tengo otras afecciones. ¿Cuál es la mejor manera de controlarlas conjuntamente?
  • ¿Cuáles son los posibles efectos secundarios del tratamiento que me recomienda?
  • ¿Existe alguna alternativa genérica al medicamento que me receta?
  • ¿Hay algún folleto importante u otro material impreso que pueda llevarme a casa? ¿Qué sitios web me recomienda?
  • ¿Qué determinará si debo programar una cita de seguimiento?

Qué esperar del proveedor de atención médica

Es probable que el proveedor de atención médica te haga algunas preguntas. Estar preparado para responderlas te permitirá reservar tiempo para analizar cualquier tema sobre el que quieras hablar en profundidad. Es posible que el proveedor de atención médica te pregunte lo siguiente:

  • ¿Hace cuánto tiempo tienes esta infección en la piel?
  • ¿Tienes antecedentes de dermatitis?
  • ¿Sueles tener las manos expuestas al calor y a la humedad debido a tu trabajo o pasatiempo, por ejemplo, por el uso de guantes de goma?
  • ¿Estuviste en una tina caliente o en una piscina climatizada uno o dos días antes de notar la erupción cutánea?
  • ¿Has tenido síntomas de forma continua u ocasional?
  • ¿Tienes picazón en la piel? ¿Sientes dolor al tacto?
  • ¿Hay algo que empeore los síntomas?
  • ¿Qué tratamientos o medidas de cuidado personal probaste hasta ahora? ¿Alguno te resultó eficaz?

Qué puedes hacer mientras tanto

A veces, la foliculitis desaparece sin tratamiento médico. Las medidas de cuidado personal pueden ayudar a aliviar los síntomas. Por ejemplo, podría ser útil aplicar un paño húmedo y tibio sobre la piel afectada, seguido de una crema contra la comezón.

Last Updated Aug 31, 2022


© 2022 Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER). All rights reserved. Terms of Use