Pitiriasis rosada

Perspectiva general

La pitiriasis rosada es una erupción que suele comenzar como una mancha grande circular u oval en el pecho, el abdomen o la espalda. Llamada «placa heráldica», esta mancha puede tener hasta 4 pulgadas (10 cm) de largo.

Por lo general, la placa heráldica es seguida por manchas más pequeñas que se distribuyen desde la mitad del cuerpo en una forma parecida a ramas de pino caídas.

La pitiriasis rosada puede afectar a cualquier grupo etario. Es más frecuente que ocurra entre los 10 y 35 años de edad. Por lo general, desaparece por sí sola en un plazo de 10 semanas. La pitiriasis rosada puede causar picazón. El tratamiento puede ayudar a aliviar los síntomas.

Fotografía de una placa heráldica de pitiriasis rosada

Pitiriasis rosada suele comenzar con una mancha escamosa grande y un poco elevada llamada placa heráldica.

Fotografía del sarpullido de la pitiriasis rosada

La pitiriasis rosada es un trastorno de la piel común que se caracteriza por un sarpullido escamoso que se extiende como las ramas de un pino.

Síntomas

Por lo general, la pitiriasis rosada comienza con una gran mancha algo elevada y escamosa (denominada «placa heráldica») en la espalda, el pecho o el abdomen. Antes de que aparezca la placa heráldica, algunas personas tienen dolor de cabeza, fatiga, fiebre o dolor de garganta.

Algunos días o algunas semanas después de que aparece la placa heráldica, puedes observar puntos escamosos más pequeños en toda la espalda, el pecho o el abdomen que se asemejan al patrón de un pino. La erupción puede causar picazón, que es intensa en ocasiones.

Cuándo consultar al médico

Consulta con el médico si contraes una erupción persistente.

Causas

Se desconoce la causa exacta de la pitiriasis rosada. Algunas evidencias indican que la erupción cutánea puede desencadenarse por una infección viral, especialmente, por ciertas cepas del virus del herpes. Pero no está relacionada con el virus del herpes que causa el herpes labial. No se cree que la pitiriasis rosada sea contagiosa.

Complicaciones

Es poco probable que la pitiriasis rosada produzca complicaciones. Si se presentan, pueden ser las siguientes:

  • Picazón intensa
  • En pieles oscuras, puntos marrones persistentes después de que haya sanado la erupción

Diagnóstico

En la mayoría de los casos, el médico puede identificar la pitiriasis rosada simplemente observando la erupción. Puede tomar una pequeña porción del raspado de la erupción para su análisis, ya que esta enfermedad a menudo puede confundirse con la tiña (tinea corporis).

Tratamiento

En la mayoría de los casos, la pitiriasis rosada desaparece por sí sola en 4 a 10 semanas. Si la erupción no desaparece para ese entonces o si la picazón es molesta, habla con tu médico sobre los tratamientos que pueden ser de ayuda. El trastorno desaparece sin dejar cicatrices y, por lo general, no es recurrente.

Medicamentos

Si los remedios caseros no alivian los síntomas ni disminuyen la duración de la pitiriasis rosada, es posible que el médico te recete medicamentos. Por ejemplo:

  • Corticoesteroides
  • Antihistamínicos
  • Medicamentos antivirales, como aciclovir (Zovirax)

Fototerapia

La exposición a la luz solar artificial o natural puede ayudar a que la erupción desaparezca. La fototerapia puede causar oscurecimiento duradero en ciertas manchas, incluso luego de que la erupción haya desaparecido.

Estilo de vida y remedios caseros

Los siguientes consejos pueden ayudar a aliviar la molestia de la pitiriasis rosada:

  • Toma medicamentos de venta libre contra las alergias (antihistamínicos). Por ejemplo, difenhidramina (Benadryl, entre otros).
  • Báñate o toma una ducha con agua tibia.
  • Toma un baño de avena. Puedes encontrar productos para baños de avena en la farmacia.
  • Aplica una crema humectante, loción de calamina o una crema con corticoesteroides de venta libre.

Preparación antes de la cita

Es probable que comiences por ver al médico de atención primaria. Es posible que te derive a un médico especialista en trastornos de la piel (dermatólogo).

La siguiente información te ayudará a prepararte para la consulta.

Qué puedes hacer

  • Anota cualquier síntoma que tengas, incluso aquellos que parezcan no tener relación con el motivo por el cual programaste la consulta.
  • Anota la información personal clave, como enfermedades importantes, situaciones estresantes y cambios recientes en tu vida.
  • Haz una lista de todos los medicamentos, las vitaminas y los suplementos que tomes, incluso las dosis.
  • Anota preguntas para hacerle al médico.

Para la pitiriasis rosada, algunas preguntas básicas para hacerle al médico son las siguientes:

  • ¿Cuál es la causa más probable de esta erupción?
  • ¿Cuáles son otras causas posibles de mis síntomas?
  • Tengo otro problema de salud. ¿Podría estar relacionada con la erupción de la piel?
  • ¿Esta enfermedad de la piel es temporal o de larga duración?
  • ¿Esta erupción dejará cicatrices permanentes?
  • ¿Qué tratamientos hay disponibles y cuál me recomiendas?
  • ¿El tratamiento para la erupción de la piel interactuará con otros tratamientos que estoy recibiendo?
  • ¿Cuáles son los posibles efectos secundarios de este tratamiento?
  • ¿El tratamiento ayudará a aliviar la picazón? Si no es así, ¿cómo puedo tratar la picazón?

Además de las preguntas que hayas preparado para hacerle al médico, no dudes en hacerle otras durante la consulta.

Qué esperar del médico

Es probable que el médico te haga preguntas sobre los síntomas y las posibles causas. Estas son las preguntas que puedes esperar:

  • ¿Cuándo comenzaste a notar la erupción?
  • ¿Tuviste este tipo de erupción previamente?
  • ¿Tienes síntomas? En ese caso, ¿cuáles?
  • ¿Los síntomas han cambiado con el tiempo?
  • ¿Hay algo que parezca mejorar los síntomas?
  • ¿Existe algo que, al parecer, esté empeorando los síntomas?

Last Updated Apr 18, 2018


Content from Mayo Clinic ©1998-2020 Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER). All rights reserved. Terms of Use