Quistes renales

Perspectiva general

Los quistes renales son bolsas redondas de líquido que se forman en los riñones o sobre estos. Los quistes renales pueden estar asociados con trastornos graves que pueden afectar la función renal. Sin embargo, con mayor frecuencia, los quistes renales son un tipo llamado «quistes renales simples», es decir, quistes no cancerosos que rara vez causan complicaciones.

Las causas de los quistes renales simples no están claras. Por lo general, se forma un solo quiste en la superficie de un riñón, pero varios quistes pueden afectar a uno o ambos riñones. Sin embargo, los quistes renales simples no son iguales a los quistes que se forman en la enfermedad renal poliquística.

Los quistes renales simples a menudo se detectan durante una prueba de diagnóstico por imágenes que se realiza por otras enfermedades. Por lo general, los quistes renales simples que no causan signos ni síntomas no requieren tratamiento.

Quiste renal

Un quiste renal es una bolsa redonda u ovalada llena de líquido, con un contorno bien definido. Los quistes renales suelen formarse sobre la superficie del riñón, aunque algunos pueden desarrollarse dentro del riñón.

Síntomas

Por lo general, los quistes renales simples no causan signos ni síntomas. Si un quiste renal simple aumenta considerablemente su tamaño, los síntomas pueden comprender los siguientes:

  • Dolor leve, molesto y continuo en la espalda o en los costados del cuerpo
  • Fiebre
  • Dolor en la parte alta del abdomen

Cuándo consultar al médico

Pide una consulta con el médico si tienes signos o síntomas de un quiste renal.

Causas

Las causas de los quistes renales simples no están claras. Una teoría sugiere que los quistes renales aparecen cuando la capa superficial del riñón se debilita y forma una bolsa (divertículo). La bolsa se llena de líquido, se desprende y se transforma en un quiste.

Factores de riesgo

El riesgo de tener quistes renales simples aumenta a medida que envejeces, aunque pueden producirse a cualquier edad. Los quistes renales simples son más frecuentes en los hombres.

Complicaciones

Ocasionalmente, los quistes renales pueden provocar complicaciones, como las siguientes:

  • Un quiste infectado. Un quiste renal puede infectarse y, en consecuencia, causar fiebre y dolor.
  • Un quiste roto. Un quiste renal que se rompe causa dolor intenso en la espalda o en los costados del cuerpo.
  • Obstrucción de la orina. Un quiste renal que obstruye el flujo normal de la orina puede provocar hinchazón en el riñón (hidronefrosis).

Diagnóstico

Entre los análisis y procedimientos que se usan para diagnosticar los quistes renales simples se incluyen los siguientes:

  • Estudios de diagnóstico por imágenes. Se suelen usar los exámenes de diagnósticos por imágenes, como ecografía, tomografía computarizada (TC) e imagen de resonancia magnética, para investigar los quistes renales simples. Los estudios de diagnóstico por imágenes pueden ayudar a tu médico a determinar si un bulto en el riñón es un quiste o un tumor.
  • Análisis de la función renal. Realizar un análisis de una muestra de sangre puede revelar si un quiste renal está dificultando el funcionamiento del riñón.

Tratamiento

Es posible que no sea necesario someterte a un tratamiento

Si el quiste renal simple no causa ningún signo o síntoma y no interfiere en tu actividad renal, es posible que no necesites tratamiento. En su lugar, el médico te puede recomendar que te sometas periódicamente a una prueba de diagnóstico por imágenes, como la ecografía, para comprobar si el quiste renal se ha dilatado. Si el quiste renal cambia y produce signos y síntomas, puedes optar por someterte a un tratamiento en ese momento. A veces, un quiste renal simple desaparece por sí solo.

Tratamientos para quistes que causan signos y síntomas

Si el quiste renal simple causa signos y síntomas, el médico puede recomendarte un tratamiento. Estas son algunas de las opciones:

  • Punción y drenaje del quiste, y luego llenado con alcohol. En ocasiones excepcionales, el médico reduce el tamaño del quiste insertando una aguja larga y delgada en la piel para que atraviese la pared del quiste renal. Luego, drena el líquido del quiste. El médico puede llenar el quiste con una solución de alcohol para evitar que vuelva a formarse
  • Cirugía para extirpar el quiste. Es posible que un quiste grande o sintomático requiera cirugía para drenarlo y extirparlo. Para acceder al quiste, el cirujano hace varias incisiones pequeñas en la piel e inserta instrumentos especiales y una pequeña cámara de video. Mientras observa una pantalla de video en el quirófano, el cirujano guía los instrumentos hacia el riñón y los usa para drenar el líquido del quiste. Después, corta o quema las paredes del quiste.

Dependiendo del tipo de procedimiento que te recomiende el médico, el tratamiento del quiste renal puede requerir una estancia hospitalaria breve.

Preparación antes de la cita

Un quiste renal simple descubierto durante una prueba de diagnóstico por imágenes por otra enfermedad o trastorno puede preocuparte. Habla con el médico sobre el significado que un quiste renal simple tiene para tu salud. La recopilación de información puede aliviarte y te ayudará a sentirte más seguro.

Qué puedes hacer

Antes de reunirte con el médico, prepara una lista de preguntas para hacer:

  • ¿Qué tamaño tiene el quiste renal?
  • ¿El quiste renal es nuevo o ha sido visible en otras exploraciones?
  • ¿Es probable que el quiste renal aumente de tamaño?
  • ¿El quiste renal puede lesionar el riñón?
  • Tengo estos síntomas sin causa aparente. ¿Su causa podría ser un quiste renal?
  • ¿Se necesita extirpar el quiste renal?
  • ¿Cuáles son mis opciones de tratamiento?
  • ¿Cuáles son los posibles riesgos de cada opción de tratamiento?
  • ¿Qué signos o síntomas pueden indicar el crecimiento del quiste renal?
  • ¿Debería consultar a un especialista?
  • ¿Debo respetar alguna restricción?
  • ¿Tienes algún material impreso que pueda llevarme? ¿Qué sitios web me recomiendas?
  • ¿Necesitaré una consulta de seguimiento?

No dudes en hacer otras preguntas a medida que se te ocurran durante la consulta.

Qué esperar del médico

Es probable que el médico te haga una serie de preguntas, como las siguientes:

  • ¿Tienes algún síntoma?
  • En caso afirmativo, ¿cuánto hace que sientes los síntomas?
  • ¿Los síntomas han empeorado con el tiempo?
  • ¿Tienes sangre en la orina?
  • ¿Has tenido dolor en la espalda o en los costados del cuerpo?
  • ¿Has tenido fiebre o escalofríos?
  • ¿Tienes otras enfermedades?
  • ¿Qué medicamentos, vitaminas o suplementos tomas?

Last Updated Nov 20, 2018


Content from Mayo Clinic ©1998-2020 Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER). All rights reserved. Terms of Use