La sal marina frente a la sal de mesa: ¿Cuál es la diferencia?

Las principales diferencias entre la sal marina y la sal de mesa están en su sabor, textura y procesamiento.

La sal marina se produce a través de la evaporación del agua del océano o del agua de los lagos de agua salada, generalmente con poco procesamiento. Según la fuente de agua, esto deja ciertos oligominerales y elementos. Los minerales agregan sabor y color a la sal marina, que también viene en una variedad de niveles de grosor.

La sal de mesa se extrae generalmente de depósitos subterráneos de sal. La sal de mesa es más procesada para eliminar minerales y usualmente contiene un aditivo para prevenir la aglomeración. La mayoría de la sal de mesa también incluye yodo, un nutriente esencial que ayuda a mantener una tiroides saludable.

La sal marina y la sal de mesa tienen el mismo valor nutricional básico, a pesar del hecho de que a menudo se promueve la sal marina como más saludable. La sal marina y la sal de mesa contienen cantidades comparables de sodio en peso.

Cualquiera que sea el tipo de sal que disfrutes, hazlo con moderación. Las pautas alimentarias para los estadounidenses recomiendan limitar el sodio a menos de 2300 miligramos al día.

Last Updated Mar 3, 2020


Content from Mayo Clinic ©1998-2020 Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER). All rights reserved. Terms of Use