Disección espontánea de arterias coronarias

Perspectiva general

La disección espontánea de arterias coronarias es una afección poco frecuente de emergencia que se produce cuando se forma un desgarro en uno de los vasos sanguíneos del corazón.

La disección espontánea de arterias coronarias puede enlentecer o bloquear el flujo de sangre al corazón, lo que provoca un ataque cardíaco, anomalías en el ritmo cardíaco o muerte súbita.

La disección espontánea de arterias coronarias afecta con mayor frecuencia a mujeres de entre 40 y 60 años, aunque puede producirse a cualquier edad y también en hombres. Las personas que presentan disección espontánea de arterias coronarias por lo general son saludables. La mayoría no tiene factores de riesgo para enfermedad cardíaca, tales como presión arterial alta y diabetes.

La disección espontánea de arterias coronarias puede producir muerte súbita si no se diagnostica y se trata de inmediato. Por este motivo, busca atención de emergencia si tienes signos y síntomas de ataque cardíaco, incluso si piensas que no tienes riesgo de ataque cardíaco.

Síntomas

Los signos y síntomas de la disección espontánea de la arteria coronaria son iguales que los de otros tipos de ataques cardíacos y pueden incluir lo siguiente:

  • Dolor en el pecho
  • Latidos cardíacos acelerados o sensación de aleteo en el pecho
  • Dolor en los brazos, los hombros o la mandíbula
  • Dificultad para respirar
  • Sudor
  • Cansancio inusual y extremo
  • Náuseas
  • Mareos

Cuándo debes consultar con un médico

Si sientes dolor en el pecho o crees que estás sufriendo un ataque cardíaco, llama inmediatamente al 911 o a tu número de emergencia local. Si no tienes acceso a servicios médicos de emergencia, pídele a alguien te lleve al hospital más cercano. Solo conduce como último recurso.

Causas

Las causas de la disección espontánea de arterias coronarias no están claras.

La disección espontánea de arterias coronarias provoca un desgarro dentro de una arteria. Cuando las capas internas de la arteria se separan de las capas externas, la sangre puede acumularse en el espacio entre las capas. La presión de la sangre acumulada puede alargar bastante un desgarro que era corto. Además, la sangre atrapada entre las capas puede formar un coágulo sanguíneo (hematoma).

La disección espontánea de arterias coronarias puede lentificar el flujo sanguíneo al corazón a través de la arteria, lo que debilita el músculo cardíaco. El flujo de sangre por la arteria puede detenerse por completo, lo que provoca la muerte del músculo cardíaco (ataque cardíaco). El ataque cardíaco que se produce en la disección espontánea de arterias coronarias es diferente de aquel causado por el endurecimiento de las arterias (ateroesclerosis).

Flujo de sangre en las arterias en la disección espoontánea de la arteria coronaria

En la disección espontánea de la arteria coronaria, se produce un desgarro en una arteria del corazón. Esto puede causar una acumulación de sangre en el área entre las capas. La sangre acumulada entre las capas puede formar un coágulo de sangre (hematoma). Esta disección espontánea puede reducir o bloquear el flujo de sangre de la arteria, lo cual puede causar un ataque cardíaco. Sin embargo, el ataque cardíaco en la disección espontánea es diferente del ataque cardíaco causado por el endurecimiento de las arterias (aterosclerosis), como se muestra en la imagen de abajo.

Factores de riesgo

Los médicos e investigadores han encontrado algunas similitudes entre las personas que han tenido disección espontánea de arterias coronarias. Aún no se sabe con certeza qué rol desempeñan estos factores en la enfermedad. Entre los factores frecuentes, se incluyen los siguientes:

  • Sexo femenino. Si bien la disección espontánea de arterias coronarias puede presentarse en hombres y en mujeres, tiende a afectar a estas últimas con mayor frecuencia.
  • Parto. Algunas mujeres con disección espontánea de arterias coronarias han dado a luz recientemente. Se determinó que la disección espontánea de arterias coronarias se producía con más frecuencia en las primeras semanas posteriores al parto.
  • Afecciones de los vasos sanguíneos no diagnosticadas. Algunas anomalías de los vasos sanguíneos no diagnosticadas se han asociado con la disección espontánea de arterias coronarias, más comúnmente una afección denominada «displasia fibromuscular», que provoca el crecimiento irregular de las células de las paredes de al menos una arteria. Este crecimiento irregular puede debilitar las paredes de las arterias, lo cual genera obstrucciones, disecciones o aneurismas.

    La displasia fibromuscular también puede provocar presión arterial alta, accidente cerebrovascular y rupturas en otros vasos sanguíneos. La displasia fibromuscular se presenta con más frecuencia en las mujeres que en los hombres.

  • Ejercicio físico extremo. Las personas que han hecho actividades intensas o extremas recientemente, como actividades aeróbicas extremas, pueden tener un mayor riesgo de que se produzca una disección espontánea de arterias coronarias.
  • Estrés emocional intenso. Alguien que ha experimentado un estrés emocional intenso, como una muerte repentina de un familiar, puede tener mayor riesgo de que se produzca una disección espontánea de arterias coronarias.
  • Problemas en los vasos sanguíneos. Las enfermedades que causan la inflamación de los vasos sanguíneos, como el lupus y la poliarteritis nodosa, se han asociado a la disección espontánea de arterias coronarias.
  • Enfermedades hereditarias del tejido conjuntivo. Se ha determinado que las enfermedades genéticas que causan problemas en los tejidos conjuntivos, como el síndrome de Ehlers-Danlos de tipo vascular y el síndrome de Marfan, se producen en personas con disección espontánea de arterias coronarias.
  • Presión arterial muy alta. La presión arterial muy alta para la que no se recibe tratamiento puede estar asociada a la disección espontánea de arterias coronarias.
  • Consumo de drogas ilegales. Consumir cocaína u otras drogas ilegales puede aumentar el riesgo de que se produzca una disección espontánea de arterias coronarias.

Complicaciones

En algunas personas, puede producirse una nueva disección espontánea de arterias coronarias, a pesar de haber realizado un tratamiento exitoso. Puede reaparecer poco tiempo después de la disección espontánea de arterias coronarias inicial o años más tarde. Las personas que tienen disección espontánea de arterias coronarias también pueden tener un riesgo más alto de otros problemas del corazón, tal como la insuficiencia cardíaca.

Los médicos están estudiando por qué la disección espontánea de arterias coronarias reaparece y quiénes tienen mayores probabilidades de tener una reaparición.

Diagnóstico

Para diagnosticar disección espontánea de arterias coronarias, tu médico podría revisar tus signos y síntomas, y solicitar varias pruebas. Las pruebas son similares a las que se utilizan para evaluar otros tipos de ataques cardíacos, por ejemplo, electrocardiogramas o análisis de sangre para detectar daños en la sangre. Si hay una sospecha o un diagnóstico de ataque cardíaco, generalmente este se confirma mediante imágenes que se toman de tus arterias para detectar signos de anomalías.

Las pruebas pueden incluir:

Angiografía coronaria

Durante una angiografía coronaria, el médico inyecta una tinta especial en las arterias para poder visualizarlas en las pruebas de diagnóstico por imágenes. Para inyectar esa tinta, el médico inserta una sonda delgada y larga (catéter) en una arteria, en general del brazo o de la pierna, y la lleva hacia las arterias del corazón.

Una vez que ingresa la tinta, el médico usa rayos X para generar imágenes de las arterias. Las radiografías pueden mostrar anomalías en la arteria, lo cual permite confirmar la disección espontánea de arterias coronarias. La angiografía coronaria también puede mostrar si las arterias del corazón (arterias coronarias) son anormales o están dobladas (lo que se denomina «arterias coronarias tortuosas»), que pueden presentarse en algunas personas con disección espontánea de arterias coronarias.

Ecografía intravascular

Durante un cateterismo cardíaco, posiblemente te inserten en las arterias un catéter especial que emite imágenes y genera imágenes con ondas de sonido (ultrasonido). Esta intervención puede realizarse además de una angiografía coronaria para que los médicos puedan confirmar la disección espontánea de arterias coronarias y decidir qué tratamiento recomendar.

Tomografía de coherencia óptica

Es posible hacer pasar por tus arterias una sonda equipada con una luz especial para crear imágenes en base a la luz. Los médicos pueden realizar esta prueba después de una angiografía coronaria.

Las imágenes pueden mostrar anomalías en una arteria que ayudan a los médicos a confirmar la disección espontánea de arterias coronarias y obtener información para la toma de decisiones sobre el tratamiento.

Angiografía por tomografía computarizada (TC)

En una angiografía por tomografía computarizada (TC), te recuestas sobre una camilla dentro de una máquina con forma circular. Un tubo de rayos X dentro de la máquina gira alrededor de tu cuerpo y recopila imágenes de tu corazón y de tu pecho, las cuales pueden mostrar anomalías en tus arterias.

La angiografía por TC cardíaca puede utilizarse además de otras pruebas o como una prueba de seguimiento para evaluar tu estado después de una disección espontánea de arterias coronarias.

Ilustración que muestra los accesos del catéter en un cateterismo cardíaco

En un procedimiento de cateterismo cardíaco, los médicos insertan un catéter en una arteria de la ingle (arteria femoral) o de la muñeca (arteria radial). Luego, el catéter se inserta a través de los vasos sanguíneos hasta el corazón.

Cateterismo para una angiografía coronaria

Para completar una angiografía coronaria, se introduce un catéter en una arteria en la ingle o brazo y se inserta a través de los vasos sanguíneos hasta el corazón. Tu médico utiliza una angiografía para controlar si hay vasos sanguíneos estrechos o bloqueados en el corazón.

Un corazón normal y uno con arterias tortuosas

En la disección espontánea de las arterias coronarias, o arterias del corazón, estas a veces pueden retorcerse (arterias tortuosas).

Tratamiento

El objetivo del tratamiento para la disección espontánea de arterias coronarias es restablecer el flujo de sangre al corazón. En algunos casos esta cura se produce naturalmente. En otros, puede ser necesario que los médicos restablezcan el flujo mediante la apertura de la arteria con un balón o stent, o mediante un bypass quirúrgico de la arteria.

Los tratamientos más adecuados para ti dependerán de las características de tu enfermedad, lo que incluye el tamaño y la ubicación del desgarro arterial, además de los signos y síntomas que presentes. Siempre que sea posible, los médicos dejarán que la arteria se cure sola, en lugar de repararla mediante procedimientos invasivos.

Para algunas personas, ciertos medicamentos pueden aliviar los síntomas de la disección espontánea de arterias coronarias. En estas situaciones, sería posible tratar el problema solo con medicamentos. Si el dolor en el pecho u otros síntomas persisten, podrían necesitarse otros tratamientos.

Colocación de un estent para mantener la arteria abierta

Si la disección espontánea de arterias coronarias ha obstruido la irrigación sanguínea hacia el corazón, o bien si los medicamentos no controlan el dolor en el pecho, el médico puede recomendar colocar un tubo de malla diminuto (estent) dentro de la arteria, a fin de mantenerla abierta. Con un estent, es posible restaurar la irrigación sanguínea hacia el corazón.

Para colocarlo, el médico inserta una sonda larga y delgada (catéter) en una arteria (generalmente, del brazo o de la pierna) y la lleva hacia las arterias del corazón. El catéter es guiado hasta la arteria dañada por medio de rayos X.

A través del catéter, se pasa un cable con un globo desinflado hasta el desgarro de la arteria. Luego, se infla el globo y el estent se expande hasta las paredes de la arteria. El estent queda en ese lugar para que la arteria se mantenga abierta.

Cirugía de bypass de la arteria dañada

Si otros tratamientos no han funcionado, o si tienes más de un desgarro en una arteria, tu médico podría recomendar una cirugía a fin de crear una nueva vía para que la sangre te llegue al corazón.

La cirugía de bypass de la arteria coronaria implica extraer un vaso sanguíneo de otra parte del cuerpo, tal como la pierna. Ese vaso sanguíneo se cose en el lugar adecuado para que desvíe el flujo de sangre de modo tal de evitar la arteria dañada.

Medicamentos

Después de una disección espontánea de arterias coronarias, el médico podría recomendar medicamentos, tales como los siguientes:

  • Aspirina. La aspirina puede ayudar a prevenir las enfermedades cardiovasculares después de una disección espontánea de arterias coronarias.
  • Anticoagulantes. Los medicamentos que reducen la cantidad de plaquetas que coagulan la sangre (anticoagulantes) pueden reducir el riesgo de que se forme un coágulo en la arteria desgarrada.
  • Medicamentos para la presión arterial. Los medicamentos que se usan para tratar la presión arterial alta pueden reducir la cantidad de sangre que exige el corazón, con lo cual se reduce la presión de la arteria dañada. Es posible que sigas tomando medicamentos para la presión arterial indefinidamente para reducir el riesgo de tener otra disección espontánea de arterias coronarias.
  • Medicamentos para controlar el dolor en el pecho. Estos medicamentos (nitratos y bloqueadores de los canales de calcio) pueden ayudarte a tratar el dolor en el pecho que puedes experimentar después de una disección espontánea de arterias coronarias.
  • Medicamentos para el colesterol. Es probable que las personas que tienen niveles anormales de colesterol y otros factores de riesgo deban tomar medicamentos para controlar sus niveles de colesterol.

Atención continua

Después del tratamiento para la disección espontánea de arterias coronarias, necesitarás consultas periódicas de seguimiento con tu médico para controlar cualquier cambio que puede producirse en tu enfermedad. El médico también puede recomendar otros tipos de cuidados para ayudarte a recuperarte y evitar otros problemas de salud. Estos cuidados pueden ser los siguientes:

  • Realizar rehabilitación cardíaca. La rehabilitación cardíaca es un programa personalizado de ejercicios y educación, diseñado para ayudarte a recuperarte de una afección cardíaca grave, como un ataque cardíaco causado por una disección espontánea de arterias coronarias. La rehabilitación cardíaca suele consistir en ejercicios controlados, asesoramiento nutricional, apoyo emocional y educación.
  • Revisar tus antecedentes familiares. Se ha detectado que algunas afecciones hereditarias, como la enfermedad del tejido conjuntivo llamada síndrome de Margan, se producen en personas que presentan disección espontánea de arterias coronarias. Tu médico puede derivarte a un asesor en genética para analizar tus antecedentes familiares y determinar si las pruebas genéticas serían adecuadas para ti.
  • Buscar debilidades en otros vasos sanguíneos. Tu médico podría recomendar realizar una angiografía por TC para detectar debilidades y anomalías en otros vasos sanguíneos, por ejemplo, displasia fibromuscular.

Estrategias de afrontamiento, y apoyo

La disección espontánea de arterias coronarias puede ser un diagnóstico inesperado con un efecto sorpresivo. La enfermedad puede causar síntomas graves y alarmantes, y frecuentemente afecta a personas que pueden tener pocos factores de riesgo de enfermedades cardíacas.

Cada persona puede encontrar su propia manera de hacer frente a un diagnóstico. Con el tiempo, encontrarás una manera que funcione para ti. Hasta entonces, podrías probar lo siguiente:

  • Obtén más información sobre tu diagnóstico. Busca suficiente información sobre la disección espontánea de arterias coronarias, de modo que puedas sentirte cómodo al participar en la toma de decisiones sobre la atención médica que recibirás. Pregúntale al médico las características específicas de tu situación, tales como el lugar y el tamaño del desgarro arterial, y descripciones de los tratamientos que recibiste.

    Si eres mujer y has tenido disección espontánea de arterias coronarias, es probable que el médico te recomiende evitar un embarazo. Habla con el médico sobre sus recomendaciones.

    Habla con tu equipo de atención médica sobre dónde puedes encontrar más información acerca de la disección espontánea de arterias coronarias.

  • Conéctate con otras personas que tengan el mismo diagnóstico. La disección espontánea de arterias coronarias es poco frecuente, pero existen organizaciones nacionales que pueden ayudarte a contactarte con otras personas con el mismo diagnóstico. Por ejemplo, la American Heart Association (Asociación Americana del Corazón) y WomenHeart: WomenHeart: The National Coalition for Women with Heart Disease (WomenHeart: La Coalición Nacional para Mujeres con Enfermedades Cardíacas) puede proporcionarte apoyo por teléfono y en línea.
  • Cuídate. Ayuda a que tu cuerpo se recupere con los cuidados adecuados. Por ejemplo, duerme lo suficiente para despertar sintiéndote descansado, elije una dieta saludable con abundantes frutas y vegetales, y busca maneras saludables de hacer frente al estrés, tales como escuchar música o escribir.

    Si tu médico considera que es seguro, trata de hacer actividad física moderada, como caminar, durante 30 a 40 minutos la mayoría de los días de la semana.

    Si te sientes deprimido o ansioso, habla con tu médico. El médico podría recomendar que hables con un profesional de la salud mental (psicólogo).

  • Pasa tiempo con tus familiares y amigos. Pasar tiempo con familiares y amigos, y hablar sobre tus preocupaciones puede ayudarte a hacer frente a la enfermedad.

Preparación antes de la cita

En la mayoría de los casos, la disección espontánea de arterias coronarias es una emergencia. Si sientes dolor en el pecho o sospechas que estás teniendo un ataque cardíaco, llama de inmediato al 911 o al número local de emergencias.

En los días posteriores al diagnóstico inicial, es posible que te surjan muchas preguntas sobre tu situación. Ya que las consultas pueden ser breves, y muchas veces hay varios puntos para analizar, es una buena idea estar bien preparado y anotar las preguntas. Ordénalas de la más importante a la menos importante, por si se acaba el tiempo.

Quizás desees hacer estas preguntas:

  • ¿Cuál fue la causa de la disección espontánea de arterias coronarias?
  • ¿Existen otras causas posibles de mis síntomas o de mi afección?
  • ¿Qué tipos de pruebas necesito hacerme?
  • ¿Cuál es el tratamiento más adecuado?
  • ¿El desgarro en la arteria se curará solo?
  • ¿Cuáles son las alternativas al enfoque principal que sugieres?
  • ¿Qué riesgo tengo de que se produzca otra disección espontánea de arterias coronarias?
  • ¿Tengo anomalías en otros vasos sanguíneos, como displasia fibromuscular?
  • Tengo otras afecciones. ¿Cuál es la mejor manera de controlarlas de manera conjunta?
  • ¿Debo respetar alguna restricción?
  • Si deseo tener más hijos, ¿corro riesgos si quedo embarazada?
  • ¿Debería consultar con un especialista? ¿Cuánto costará? ¿Lo cubrirá mi seguro?
  • ¿Hay algún folleto u otro material impreso que pueda llevarme? ¿Qué sitios web me recomiendas?

Además de las preguntas que preparaste para hacerle al médico, no dudes en hacer cualquier otra pregunta que se te ocurra.

Last Updated Mar 21, 2018


Content from Mayo Clinic ©1998-2019 Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER). All rights reserved. Terms of Use