Flor de Pascua: ¿es una planta venenosa?

Las plantas de poinsettia son menos tóxicas de lo que se creía.

En la mayoría de los casos, la exposición a la poinsettia solo causa molestias, como las siguientes:

  • Sarpullido leve y con comezón. El contacto de la piel con la savia de una planta de poinsettia puede provocar un sarpullido. Si sucede esto, lava el área afectada con agua y jabón. Aplica una compresa fría para aliviar la comezón.
  • Ligero dolor de estómago, vómitos o diarrea. Esto puede suceder después de comer parte de una planta de poinsettia. Los signos y síntomas severos son poco probables. Si encuentras a un niño comiendo una planta de poinsettia, límpiale y enjuágale la boca.
  • Irritación de los ojos. Si la savia de una planta de poinsettia entra en contacto con los ojos, pueden enrojecerse e irritarse. Si sucede esto, lava los ojos con agua.
  • Reacción alérgica. Algunas personas son más sensibles a las plantas de poinsettia que otras. Las reacciones a las plantas de poinsettia son más comunes entre las personas que tienen alergias al látex, ya que las plantas de látex y de poinsettia comparten varias proteínas. Además, si eres alérgico a los aguacates, los plátanos, las castañas, los kiwis y las frutas de la pasión, es posible que tengas una mayor probabilidad de ser alérgico a las plantas de poinsettia. En caso de una reacción grave, busca atención médica inmediata.

Last Updated Jan 24, 2019


Content from Mayo Clinic ©1998-2019 Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER). All rights reserved. Terms of Use