Útero inclinado: ¿puede derivar en infertilidad?

El útero inclinado, también denominado «útero ladeado», «útero retrovertido» o «útero en retroflexión», es una variación anatómica normal. No es algo que debería interferir en la capacidad de concebir.

En la mayoría de las mujeres, el útero se inclina hacia adelante, en dirección al cuello del útero. Sin embargo, aproximadamente 1 de cada 4 mujeres tiene el útero que se inclina hacia atrás, en el cuello uterino. En el pasado, los médicos creían que una de las causas de la esterilidad podía ser el útero inclinado. Sin embargo, en la actualidad, los expertos saben que la posición del útero no afecta la capacidad del espermatozoide de llegar al óvulo.

En ocasiones, un útero muy inclinado se debe a la formación de tejido cicatricial (adherencias) que producen afecciones como la endometriosis, una infección o una cirugía anterior. Si bien esto dificulta que el esperma llegue al óvulo, puede haber concepción. Sin embargo, en estos casos, puedes beneficiarte si consultas con un especialista en fecundidad.

Last Updated Dec 17, 2016


Content from Mayo Clinic ©1998-2019 Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER). All rights reserved. Terms of Use